Si no podés controlar tus gastos… pedí ayuda a tu billetera!

8 Feb

Navegando por sitios de inventos curiosos, encontré a esta pequeña mascota de bolsillo que vale la pena conocer.

 

 

Un grupo de estudiantes del MIT Media Lab ha creado una billetera digital diseñada para guiar a su dueño en la gestión de sus gastos.
Este simpático accesorio utiliza la tecnología bluetooth para guardar la información financiera de su dueño, y va contabilizando los gastos que hace. Su tamaño varía en función del dinero que esa persona tenga en su banco: si gasta demasiado, la billetera se desinfla. Si recibe ingresos, se infla!

El dueño puede fijar una cantidad mínima en su cuenta y establecerla como ‘números rojos’. Llegado el momento en que sus fondos coinciden con esa cifra, la billetera se bloquea y no se puede abrir. Las tarjetas de crédito y el dinero quedarán a salvo del abuso de su dueño.

Este accesorio digital, además, informa de las operaciones que hace el banco en las cuentas de esta persona. La billetera vibra cada vez que la entidad financiera hace una transacción.

Qué te parece?

 

Noticia vista en Yorokobu

Anuncios

¿Cuán rico sos? Cómo medir tu nivel de riqueza

6 Feb

Muchas veces pensamos que cuanto más dinero ganemos, más ricos nos volveremos.
Pero esto no necesariamente es así…

Cuando recibís la buena noticia de que cobrarás unos pesos más, ¿Qué haces con ese dinero?
Si se te ocurrieron varias cosas que desde hace un tiempo querés comprarte, significa que no te estarás volviendo más rico con tu aumento.

Lo más común a medida que van aumentando nuestros ingresos, es que nuestros gastos se incrementen en la misma medida.
Cada vez nos acostumbramos a un nivel de consumo más alto, y así necesitaremos más dinero para poder mantener ese estilo de vida.

Al final de cuentas, cuando vamos a ver cuánto dinero nos quedó para nosotros… no tenemos nada!

Por esto es que la riqueza no depende de tus ingresos… sino de tus gastos.

Si lográs mantener tus gastos bajo control a medida que aumentan tus ingresos, podrás ver cómo aumenta tu reserva para el futuro.
Entonces, la riqueza no es cuánto dinero ganás, sino cuánto tiempo podrías vivir sin trabajar manteniendo tu estilo de vida.

En base a este punto de vista, la riqueza no se mide en dinero, sino en tiempo.

 

 

¿Ya hiciste la cuenta? No te preocupes si ahora tu riqueza no son más que unos pocos días… poco a poco iremos trabajando para que sea el resto de tu vida.

 

El dinero no es todo…

3 Feb

Un divertida canción de los Auténticos Decadentes, para reflexionar sobre el dinero y la felicidad.

 

El dinero no es todo… Pero cómo ayuda!!

Y si querés seguir pensando, podés plantearte: cuánto dinero es necesario para ser feliz?

 

“Padre Rico, Padre Pobre” de R. Kiyosaki

31 Ene

 

Padre Rico, Padre Pobre es el libro para hacer el “click” que cambie tu visión respecto de las finanzas y la riqueza.

Este libro te ayudará a entender cómo ingresa el dinero a tu bolsillo… y también cómo desaparece!

Kiyosaki no explica cómo ganar dinero específicamente, pero logra derribar el mito de que se necesita tener altos ingresos para hacerse rico.

 

En contra de la clásica excusa: “No soy rico porque el dinero no es lo más importante”, Kiyosaki afirma: “Evitar el dinero es un acto tan psicótico como ser atraído por él”.

Nos propone dejar de tenerle miedo a los asuntos de dinero, para pasar a sentirnos más confiados y pensar “Cómo puedo lograr rentas que me permitan cubrir mis gastos?”

Kiyosaki nos ayuda a comprender la importancia de contar con “Ingresos Pasivos”, que son los ingresos que pueden darnos nuestros activos (inversiones).

Así, antes de utilizar cada peso, tendremos que pensar si va a convertirse en un activo que genere ingresos (“que trabaje para nosotros”), o en algún objeto con altos costos de mantenimiento, que nos hagan tener que salir a trabajar para poder pagarlos.

 

Los conceptos básicos planteados en el libro lamentablemente no se enseñan en las escuelas. Por ello, debemos aprenderlas por nosotros mismos y transmitirlos a nuestros hijos.

Iremos desarrollando estos conceptos básicos en el blog.

 

Padre Rico, Padre Pobre es un libro simple, ideal para leer en familia.

Yo diría, el primer libro que deberían leer los jóvenes antes de tener una tarjeta de crédito!

 

El Dinero y la Felicidad por Woody Allen

27 Ene

 

“El dinero no da la felicidad, pero produce una sensación tan parecida que sólo un auténtico especialista podría reconocer la diferencia.”

 

Woody Allen

¿Cuánto dinero es necesario para ser feliz?… Más!

24 Ene

La felicidad y el dinero son dos conceptos tan asociados como años de historia tiene el apreciado papel.

Pero, cuánto hay de cierto en esta afirmación? Realmente el dinero puede hacernos más felices?

Los más moralistas dirán que absolutamente nada. La riqueza es tan apreciada en los deseos personales como criticada en comentarios filosóficos.

Se dice que corrompe al hombre, genera ambiciones y mata la felicidad que reside en las cosas más pequeñas y simples.

Las personas cuyo objetivo es la riqueza son catalogadas de egoístas, preocupados por bienes materiales y olvidados de la esencia de las personas.

Sin embargo, el dinero influye en cada uno de los aspectos de nuestra vida. Una situación de tranquilidad económica nos permitirá satisfacer nuestras necesidades, no sufrir privaciones, y vivir más tranquilos para disfrutar más de nuestro tiempo libre y familia.

Viéndolo desde esta perspectiva, el dinero no te hace  feliz… pero ayuda bastante!

El límite, como en todos los aspectos de esta vida, se encuentra en nuestra forma de ver las cosas.

Cuando enloquecemos por el dinero, hasta que él se convierta en el fin por sí mismo, es cuando las cosas pierden sentido y seguramente la felicidad se vea lejana.

Baucells y Sarín afirman que: “cualquiera sea nuestro nivel social, si nos mantenemos siempre en el mismo deja de hacernos felices; lo que da la felicidad es el paso de un escalón a otro.”

El crecimiento y la autosuperación son realmente muy gratificantes.

¿Qué más se puede querer cuando se tiene todo?

Entonces, si en tu patrimonio no contás con más que unos pocos pesos, alegrate!!

Tenés muchas más posibilidades de ser feliz…

¿Vos qué pensás?